LAS ARTES FUNDIDAS EN UNA SOLA.

Desde que expresé mi interés por el séptimo arte, recuerdo que me preguntan: ¿Por qué cine? ¿Por qué tanta pasión por el cine?
Para mí, el arte es pasión; y el cine es el conjunto de todas las artes, es como crear un delicioso platillo con una pizca de los mejores condimentos.

Históricamente las Bellas Artes, consideradas las principales artes son: la arquitectura, la escultura, la pintura, la literatura, la danza, la música y la recientemente añadida, el séptimo arte: el cine. Pero cuando sabemos y analizamos más detenidamente todo lo que implica el crear un filme podemos reconocer a varias de las mencionadas anteriormente en ésta última. Se necesita de la arquitectura y la escultura en la creación de sets, en el diseño de arte. La pintura es la madre de la fotografía, una gran parte del lenguaje cinematográfico en cuanto a cinefotografía está basado en la pintura, diversos planos y formas de iluminar. La literatura, si bien los guiones no están considerados obras literarias, comparten muchas características y ¿ detrás de cuántas obras cinematográficas no hay una excelente obra literaria? La danza también ha formado parte del cine tanto en contenido como en forma en numerosas ocasiones, poniendo como ejemplo los musicales, y considerando incluso algunos movimientos de cámara provenientes de ciertas coreografías. Y la música, que ha ayudado a darle ritmo a las películas desde sus inicios, en los que la música era tocada en vivo durante la proyección.
 Y claro, el cine ya es considerado un séptimo arte, porque cuenta con su propio lenguaje y narrativa, pero esto no lo excluye de estar directamente relacionado o conformado por el resto de las artes.

La danza, el teatro y el cine; también son formas artísticas que a menudo se relacionan, pero que por sí solas tienen su propia fuerza y escencia.
Al ir a ver una obra teatral o una puesta en escena de algún tipo de baile tenemos un espectáculo único, irrepetible, puedes enfocar tu mirada según sea tu preferencia. En el cine, existe la oportunidad de hacer varias tomas y dejar solo la que funciona, vemos la película desde el punto de vista que el director quiere que la veamos, podemos pausarla, regresarla, adelantarla o volverla a ver cuantas veces queramos, no influye el asiento en el que te toque (o que puedas pagar) para ver cómodamente la obra, como en el teatro; en fin, nos queda claro que todas tienen sus pros y contras.

Una recomendación que cualquier cinéfilo empedernido o amante de la danza y artes en general no se puede perder:

PINA, un documental de Werner Herzog que trata sobre la Tanztheater Wuppertal Pina Bausch, compañía de danza contemporánea fundada por la gran coreógrafa alemana, termina siendo una especie de homenaje a la misma. Es un largometraje en 3D , hipnotizante y sin duda conmovedor.


Y finalmente les comparto unas palabras que sirven de reflexión para todos aquellos que el arte se ha convertido en su forma de vida y más grande pasión.






Comentarios

Entradas populares